La rubia checa más famosa es la cerveza de Pilsen

A una hora al suroeste de Praga se encuentra Pilsen (Plzeň), una de las capitales de la cerveza en el mundo. Esta ciudad además sorprende por el ambiente y la belleza de algunos de sus rincones.

Autor: Joaquín del Palacio

Fecha: 22 de agosto de 2018

Canales: Sabores

Ubicación: Ver en Google Maps

No existe mejor manera de celebrar un buen momento, con felicidad y alegría, que empuñando una jarra de esta rica bebida. Esto lo saben muy bien en Chequia pues es uno de los países donde mejor se aprecia, las elaboran con más calidad y donde más extendido está su consumo.

Existen varios modos de elaborarla, por ejemplo, las de baja fermentación son las lager, que en alemán significa almacén porque se almacenaban para conservarse. Dentro de las lager también hay variedades, como el tipo Pilsen, creado en esta ciudad checa, que es uno de los más consumidos.  

Un sabor peculiar y reconocido

En las botellas de una marca cervecera española ponía “Tipo Pilsen”, este es el estilo que más beben los españoles. El gusto de muchos de los amantes de esta bebida se ha educado con este sabor peculiar. Es de sabor amargo y suave, con un color dorado claro, es decir, rubia, muy refrescante y el tipo más extendido en España.

El estilo pilsener empezó a elaborarse en el siglo XIX en la ciudad que le da su nombre, cuando aún pertenecía al imperio Austrohúngaro. La peculiaridad de su malta, los excelentes lúpulos de Žatec y las puras aguas locales logran que la cerveza checa sea marca registrada y tan peculiar.

La calidad de la pilsener reside en las excelentes aguas checas que suponen más del 90%. Lo que no es tan conocido es el característico malteado de la cebada de Moravia porque es un secreto del productor como también lo es la levadura. Por último, el lúpulo checo de Bohemia (variedad Saaz) es otra de las claves.

Un lugar para ver y saborear

Uno de los motivos principales para visitar Pilsen es conocer más sobre esta bebida. Hay dos lugares indispensables: el museo de la Cerveza y la fábrica. Conocer el proceso de elaboración y sus secretos, ver las dependencias y, sobre todo, finalizar la visita catándola en su temperatura ideal, recién escanciada del barril, sin filtrar, con su olor característico y ese color doradito y su blanca espuma. ¡Qué rica! Para muchos, la mejor de nuestra vida.

Varios son los rincones para disfrutar de una caña en Pilsen. En alguna de las terrazas de la plaza de la República, fundada en el siglo XIII y centro de la ciudad, contemplando sus edificios, entre los que destaca la Catedral de San Bartolomé y su torre: una atalaya de 100m, un mirador indispensable para divisar toda la urbe desde lo alto.

Otro lugar imprescindible no está a la vista: sus subterráneos. Un laberinto de pasillos, pozos y bodegas que se extiende a lo largo de 17 km por el subsuelo. Lugares medievales que sirvieron de almacén desde el siglo XIV.

Efemérides espumosas

Hace un lustro que en Chequia declararon al 27 de septiembre, la víspera de san Wenceslao, el Día de la Cerveza. El emperador Carlos IV ya, en el siglo XIV, proclamó a este santo patrón de la “bebida nacional”. Esta fecha se celebra por todo el país, cientos de bares se unen a esta celebración y se pueden degustar, con moderación, cervezas exclusivas con menús especiales, visitar fábricas y hablar con los productores pero, sobre todo, disfrutar.

Solamente una semana después la ciudad celebra su propia fiesta. Josef Groll la cocinó por primera vez al estilo Pilsen en octubre de 1842, desde entonces se extendió por el mundo por su atractivo sabor. Un éxito que se conmemora todos los años en la Fiesta de la Cerveza. En el recinto hay restaurantes, cervecerías y tiendas que se suman a la fiesta, no falta la música ni la diversión. ¡Se disfruta bebiendo con mesura!

Recuerden la famosa canción de Stevie Wonder: Si bebes no conduzcas. La organización ha contado con ello y pone un tren especial y gratuito de ida y vuelta desde Praga; para que todos puedan deleitarse en compañía de la rubia checa más famosa del mundo.

Muy cerca:

-Domažlice, preciosa ciudad histórica.

-Mariánské Lázně y sus balnearios.

Buscar artículos:

Tomar café en un ambiente de estilo Art Nouveau acompañado de un pastel delicioso o bombones hechos a mano, o pedir un refresco cas…

Autor: Roman Casado

Medio: Radio Praha

Fecha: 30 de mayo de 2017

leer más

Si su sueño de juventud fue bañarse en una tina llena de cerveza, República Checa debe ser su próximo destino.…

Autor:

Medio: Emol

Fecha: 22 de agosto de 2017

leer más

La fuente de agua que alimento a toda Kutná Hora…

Autor: @visitkutnahora

Medio: Instagram

Fecha: 23 de abril de 2018

leer más